Exfoliante natural para el cuerpo

Si la semana pasada hablábamos de hacer un exfoliante casero para la cara en esta ocasión vamos a mostrar cómo hacer un exfoliante natural para el resto del cuerpo.

La razón por la que he dividido el artículo del exfoliante en dos es porque no es lo mismo el tratamiento facial con respecto al de otras partes del cuerpo, como los que vamos a hablar hoy, por ejemplo las manos, los pies, los brazos…

Uno de los elementos del cual hemos hablado mucho para los trucos de belleza corporal es el limón. Y en esta ocasión no va a ser menos porque lo podemos utilizar tanto para exfoliar manos y pies como en las articulaciones.

En el primero de los casos, el de las manos y pies, necesitamos aceite de oliva, avena, azúcar moreno y el limón. Estos son los pasos a seguir:

  • Mezclamos primero en un recipiente una cucharada de azúcar moreno y otra de avena.
  • Añadimos posteriormente otra cucharada de aceite de oliva con unas cuantas gotas de limón (más o menos en proporción). Esto tiene que quedar como resultado una pasta que podamos aplicar a la piel.
  • Aplicamos la mezcla por las manos y/o los pies fuerte y lo dejamos reposar durante aproximadamente 10 minutos.
  • Luego retiramos con agua templada lo aplicado con geniales resultados.

Y la otra receta para las articulaciones es la siguiente, en la que necesitaremos el limón, miel y azúcar:

  1. Mezclamos la miel y el limón a partes iguales (más o menos una cucharada) y le añadimos un poco de azúcar.
  2. Conseguimos la textura deseada y luego lo aplicamos en las articulaciones que más nos interesen, frotando si es posible con la ayuda de una esponja.
  3. Esperamos unos minutos y lo retiramos igualmente con agua templada para así poder apreciar los resultados.

En este último caso, el de las articulaciones, también podemos utilizar la linaza. Echando 25 gramos de linaza a una taza de miel y medio vaso de agua conseguimos una pasta que tenemos que dejar reposar en el frigorífico 3 horas para luego aplicar donde nos interese.

El chocolate además es muy famoso en el tratamiento corporal por los resultados que da en nuestra piel. Con media taza de azúcar un par de cucharadas de aceite y dos cucharadas de cacao en polvo lo aplicamos por todo el cuerpo dejándonos la piel lisa como en los casos anteriores.

También hay otros métodos en los que utilizan yogurt (un yogurt natural mezclado con azúcar aplicándolo directamente en la piel) o con melocotón y almendras (mezclándolo de la misma manera con miel y aceite). La elección del método queda en vuestras manos. Y si conocéis algún otro método podéis compartirlo con otros lectores.

Fuente imagen 1: vietskin.com

Fuente imagen 2: tratamientosbelleza.com.ar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.