Los lagos más misteriosos del mundo

La Madre Tierra posee rincones que nos atrapan por su belleza y hermosura, pero al mismo tiempo por el misterio que encierran en su interior. Son muchos los lagos que ocultan entre sus aguas enigmas sin resolver o que, al menos  hasta el momento,  siguen siendo una incógnita para la ciencia.

¿Nos acompañas en este viaje hacia lo insólito para descubrir los lagos más misteriosos del mundo?

Los lagos son pequeños enclaves que nos transmiten paz y tranquilidad, pero otros muchos nos inspiran cierta curiosidad por saber lo que ocultan sus enigmáticas aguas, algunos de ellos son los siguientes:

1) Lago Ness, Escocia: sin duda alguna, uno de los lagos más enigmáticos del mundo es el Lago Ness. Expertos profesionales del campo de la biología, la zoología y la paleontología se acercaron a este enclave desde que el señor y la señora Mackay observarán una criatura del tamaño de una ballena moverse entre sus aguas. Pero, ¿qué es esta criatura?, ¿cómo llegó a estas aguas? y ¿cómo ha logrado sobrevivir?

Son muchas las teorías suscitadas al respecto que nos hablan de la existencia de un reptil, un molusco o un mamífero, pero  la que mejor explicaría la existencia de este animal es que se tratase de un pez, una especie de anguila gigante, pues no asciende demasiado a la superficie y que sobrevive en todo momento bajo las aguas del lago. La forma romboidal de la aleta les llevó a los  científicos a adoptar el nombre científico de Nessiteras Rhombopteryx.

2) Lago Vostok:  ubicado en la Antártida, con unos veinte millones de años de edad y habitáculo de las aguas más puras del planeta, es, según los científicos, uno de los lagos subglaciares más grandes de los descubiertos en los últimos años. Su hallazgo se debe a un grupo de científicos rusos, los cuales se han visto atraídos por el hecho de que albergue formas de vida de hace millones de años,  la abundancia de agua dulce y también por sus condiciones. Se ha llegado a comparar este lago con los océanos  y lagos subterráneos que circulan bajo la superficie de las lunas de Europa y Encédalo, dos de los satélites sobre los que se está estudiando la posibilidad de que exista vida extraterrestre. El estudio de sus aguas podría dar respuestas a las muchas dudas que surgen sobre el calentamiento global.

3) Lagos Nyos y Monoun, Camerún: un acontecimiento mortal y macabro se desató desde el interior de las aguas de estos dos lagos. Primero, en 1984 una espesa nube blanca emergió del lago Nyos y extendió su aliento mortal en 30 kilómetros a la redonda acabando con la vida de miles de cabezas de ganado y 37 personas. Dos años después, el suceso volvió a suceder en el lago Monoun. Varios científicos, entre ellos William Evans, investigador del Servicio Geológico de Estados (USGS), llegaron a una explicación científica.

En el terreno próximo a los lagos, a unos 40 o 50 km de profundidad, nos encontramos con altas acumulaciones de CO2 que suelen filtrarse a las aguas de estos enclaves.  Estas cantidades de dióxido de carbono llegan a los tramos del lago dominados por zonas volcánicas todavía activas. El peso del agua evita la posibilidad de que se formen burbujas y por ello no percibimos el gas, pero si la presión se dispara sin previo aviso, puede generar una explosión de dimensiones importantes, ¿pero qué liberó esta presión?, en este punto difieren los científicos, pudo ser desde acumulación descontrolada de CO2, terremotos…o movimientos tectónicos.

4) Los 11 lagos antárticos:  en la llamada plataforma de hielo de George VI,  localizada entre la península de la Antártida y la isla Alexander, nos encontramos con estos misteriosos lagos que tienen la capacidad de moverse por sí solos. El profesor Douglas MacAyeal y sus alumnos de la Universidad de Chicago comprobaron en unas fotografías digitalizadas por satélite que los lagos se movían «entre 5 y 10 veces más rápido» que el bloque de hielo. La explicación a este misterio, confirma el profesor, puede deberse a la ubicación forzada del bloque George VI.

5) Lago Baikal, Rusia: un grupo de científicos rusos de la ciudad en Siberia de Irkutsk están analizando unas extrañas luces que parecer emanar del interior del lago e iluminar sus cristalinas aguas. En primer lugar se barajó la posibilidad de que las algas minúsculas de su interior fueran las resposables, pero rápidamente se descartó esta explicación, ¿qué pueden ser?, sigue siendo todo un misterio.

¿Y vosotros?, ¿conocéis más lagos para incluir en nuestra lista?

Fuente Imagen 3 Taringa

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.