Google+

Jardines de Madrid II: El Capricho

A unos pocos kilómetros del centro de Madrid, en Alameda de Osuna, nos encontramos con uno de los parques más cuidados y bonitos de la capital: El Capricho

IMG_3646

La semana pasada empezamos con una serie de artículos recorriendo los mejores jardines y zonas verdes de Madrid. Si El Retiro era uno de los jardines más conocidos, hoy hablaremos de uno no tan conocido por los mismos madrileños. El jardín de El Capricho.

Está en Alameda de Osuna, y las conexiones con el centro de la capital son bastante buenas: está el metro (Línea 5, El Capricho), el autobús (101, 105 y 115), y también por la Vía Verde de la Gasolina, en bicicleta.

Empezó siendo una finca de la Duquesa de Osuna en 1784, y fue un espacio muy visitado por diversos artistas y personajes importantes de la época, por lo que empezó a adquirir un prestigio que poco a poco fue cayendo debido a la muerte de la duquesa. El Ayuntamiento de Madrid adquirió en 1974 el jardín, y se encargó de su restauración.

A pesar de que la entrada es gratuita, suelen ser estrictos en la puerta con lo que llevas, ya que la comida está prohibida, para así evitar que se tiren desperdicios en el jardín. A pesar de que esto puede ser un inconveniente, el magnífico estado del parque nos convencerá de que merece la pena su cuidado.

Sea cual sea la estación en la que visites el parque, te gustará. Tiene una inmensa variedad de especies, y podrás ver desde laberintos de setos, hasta un pequeño huerto en una casita con mucho encanto.

Puede que el parque se llame así por una serie de elementos arquitectónicos denominados “caprichos”, que comprenden desde el Casino del Baile, hasta unos fosos con cañones. También en el lago encontrarás un paisaje digno de admirar, aunque sea por unos instantes. Puede que incluso te encuentres con su cisne negro.

Si vas en otoño, el paseo te resultará muy romántico, e incluso bucólico, por la caída de las hojas. Si llega a nevar en invierno, también se formará un paisaje precioso, por no mencionar el encanto de la primavera y el florecimiento de diversas especies que son plantadas por todo el jardín.

IMG_3645

Da igual cuándo vayas, aunque lo mejor es evitar los días de lluvia. A veces, se puede ver alguna pareja de novios creando su album fotográfico para la boda, y es muy fácil entender por qué. Por supuesto, si vas, no te olvides de tu cámara de fotos.

Además, en este jardín se celebran diversos eventos como paseos teatrales o conciertos. Todo en un magnífico espacio verde que conforma un pequeño pulmón en la capital.

Fotos: Glady de la Cruz

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.

Email
Print